Marcha nórdica con tacos lodosanos

febrero 18, 2021

JESÚS LODOSA HA PATENTADO UNOS TACOS QUE MEJORAN EL AGARRE Y LA DURABILIDAD, POR LO QUE TRIUNFAN EN LOS CIRCUITOS NACIONAL E INTERNACIONAL

 

Aunque no se considera un inventor, lo cierto es que Jesús Lodosa ha patentado unos tacos para los bastones de marcha nórdica que, más allá de ser los más utilizados en el circuito nacional, han dado el salto internacional. Algo que comenzó como una aventura, explica, como una forma de paliar una carencia que él, como deportista, detectó con el producto que hasta entonces había en el mercado, ha puesto su marca, LMN (Lodosa Marcha Nórdica), en boca de todos los amantes de esta disciplina.

Jesús, cuenta, iba a correr con su mujer Elena Remírez pero, tras unos problemas físicos, empezaron a compaginarlo con la marcha nórdica. De hecho, fue ella la que comenzó a recibir clases para, después, terminar siendo instructora, mientras que él optó por hacerse árbitro. “Nos fuimos poco a poco adentrando en este mundo que, por aquel entonces, era un círculo bastante cerrado. Vimos que la gente se quejaba de que los tacos no agarraban o de que duraban muy poco porque el material no era bueno. A partir de ahí, empecé a darle vueltas porque creía que no podía ser tan difícil mejorar ambas prestaciones”, asegura.

Esa idea fue tomando forma y el siguiente paso fue ponerse en contacto con un químico para empezar a tantear y a probar diferentes materiales; cauchos y gomas, sobre todo.

Variedad de tacos:

El taco negro, al que ha llamado Original, fue el primero que hizo “y destaca su material más duradero y un gran agarre; mejora todas las características”, asegura Jesús que, desvela que fue en septiembre de 2016 cuando vendió su primer par, concretamente lo recogió el día del chupinazo de La Angustias.

El nombre elegido para este producto, LMN Lodosa Marcha Nórdica, surgió “además de porque es mi apellido y el nombre de mi pueblo, y el deporte que practicamos, porque las letras van seguidas en el abecedario y son muy fáciles de decir también en inglés”. Su hija Sonia se encargó del diseño en el que la ‘L’ aparece alargada simulando un bastón que acaba con un taco.

Producción pequeña:

De estos primeros tacos hizo una producción pequeña porque el mercado era limitado y no sabía que aceptación iban a tener. Sin embargo, poco a poco los fue dando a conocer gracias, en parte, a algunas personas como, por ejemplo, Andrés Hidalgo, que fue uno de los que más le ayudó en su difusión, así como Rafael López, de Jaén, que “nos mandaba al volver a casa todos los días una fotografía del estado del taco en función de los kilómetros que había hecho”.

El salto a la fama lo dio cuando en Tarragona conoce a dos italianos, Giorgio Rizzi y su mujer Daniela Basso, competidores a nivel internacional que, tras probar el producto hecho en Lodosa quedan encantados y su influencia es clave para la proyección en otros países (ahora distribuye por Italia, Francia, Austria y Alemania). De hecho, Rizzi hizo el récord mundial de 10.000 metros por equipos y, al terminar, tuvo palabras de agradecimiento para los tacos LMN.

En 2017, en competición oficial, le empezaron a demandar otros colores y así surgen los tacos azules, los de Competición-lluvia, “que duran algo menos pero tienen un agarre mucho mejor; es algo más blando y para competir da muy buenas prestaciones“. La última tanda de tacos que Lodosa ha hecho son verdes y rojos y los ha denominado Goma color. Ambos son iguales entre sí y son un poco más duros si cabe y tienen algo más duración.
“Empecé porque, como usuario, quería unos tacos buenos, que mejorasen los que había porque en ocasiones te desesperabas. No pensaba ni tan siquiera amortizar el molde y, de hecho, estuve a punto de echarme para atrás, pero ahora, la verdad, estoy súper satisfecho y orgulloso de lo que he logrado”.

Retos a futuro:

De cara a mejorar o cambiar algo en un futuro, asegura Jesús que “en tan poca superficie no hay mucho margen de mejora, aunque siempre se pueden buscar otros materiales e incluso se podría cambiar el diseño“. También le han tentado para hacer tacos rectos que sirvan para trekking o para que lo usen personas mayores ya que los de marcha nórdica tienen una ligera inclinación pero, de momento, lo ha descartado.

 

En lo que sí está trabajando es en conseguir la calidad de los tacos que vende ahora pero utilizando material reciclado. En esta línea, además, esperan cambiar las bolsas de plástico que utilizan para enviarlos en los pedidos por un material menos nocivo.

Los interesados en comprar los tacos pueden hacerlo a través de Internet, en tiendas especializadas, o contactando con Jesús en el Facebook Lodosa Marcha Nórdica, el correo lodosamarchanordica@gmail.com, o el teléfono +34 601 416 531.

Noticia ofrecida por Diario de Noticias de Navarra.

 


<< volver